Al calor del blockchain

En los últimos meses de 2017 el valor del bitcoin o casi cualquier otra criptodivisa subió como la espuma (y en 2018 promete llevar un camino parecido). Asimismo, las inversiones en cualquier empresa relacionada con el desarrollo o implementación de la tecnología blockchain figuran entre las más frecuentes y voluminosas. Un verdadero boom del que todos quieren sacar algún beneficio.

¿Todos? Pues sí. Muchas empresas que no tienen absolutamente nada que ver con el universo blockchain también. Shannon Liao levantaba la libre con este artículo en The Verge, del que  merece la pena hacerse eco para advertir de las malas prácticas de ciertas compañías que están generando falsas expectativas o simplemente modificando su nombre comercial para mejorar sus resultados por la vía rápida.

Un caso de gato por liebre de manual

Y es que a los inversores inexpertos y ansiosos que se acercan al blockchain o las criptodivisas es relativamente fácil seducirlos colocando simplemente el término “blockchain” como parte del nombre de la empresa. El caso más sangrante es el de Ping Shan Tea Group, un fabricante de té radicado en Hong Kong ahora denominado Blockchain Group Co. Ltd., pero que no cambia de actividad en absoluto. Y no es el único caso.

Aunque la mona se vista de seda…

Algunas empresas se lo curran un poco más (no mucho), incluyendo en sus webs vagas promesas acerca de desarrollar la tecnología blockchain o implementarla en sus procesos. Las encontramos en sectores tan variopintos como el empaquetado de fruta, el envasado de bebidas refrescantes, los cigarros electrónicos o la ropa interior deportiva, espacios que poco tienen que ver con las criptodivisas y las cadenas de bloques.

La “fiebre blockchain” se expande y abarca otra terminología que “suena” a lo mismo y también seduce al inversor. Términos como Fintech, Regtech, Node o Chain son los preferidos en estas prácticas de renaming no fraudulentas, pero sí algo engañosas, a las que estamos asistiendo. Y el caso es que funciona (que se lo pregunten a la neoyorkina Long Island Iced Tea, hoy Long Blockchain Corp., que triplicó el valor de sus acciones con la jugada).

Así que, si decides apostar tu dinero por la tecnología blockchain harás muy bien, en nuestra opinión, ya que tiene por delante un amplio espacio para crecer. Eso sí, presta mucha atención a dónde colocas exactamente tu inversión, ya que no es oro todo lo que reluce. Infórmate antes, elige bien y posiciónate correctamente.

Deja un comentario